Bebidas > Bebidas alcohólicas

Las bebidas alcohólicas, más que las sin alcohol, están íntimamente ligadas a la cultura, hábitat geográfico y a la religión de cada comunidad, pero el ánimo de su consumo es el mismo en todas las sociedades: el placer que proporcionan y su influencia en los estados anímicos son su razón de ser.

Durante siglos ha sido la bebida social por excelencia, sexista casi hasta hace pocos años. Existe una cultura ligada a cada tipo de bebida, siendo la del vino la más rica en todos los aspectos y en donde la ciencia y tradición conviven en perfecto maridaje.

Pero la sociedad se ha hecho más consciente en los últimos años y, sin renunciar a ellos, ha modificado los hábitos de consumo de estos productos. Bebidas de menor graduación y mezclas de sabores o de tipos de bebidas son la base de la innovación actual.

Cosmos Aromática tiene una larga historia de colaboración con fabricantes de bebidas alcohólicas, pues España es un país con una gran variedad de bebidas regionales y nacionales: Anís, Pacharán, Ratafía, Brandy, disponemos de docenas de recetas para todo tipo de productos.

También España, por su orografía y climatología, produce una gran variedad de plantas aromáticas, eso nosotros lo hemos estudiado en nuestros 60 años de existencia y disponemos de aquellos elementos necesarios para extraer el mejor sabor de la naturaleza.

Bebidas espirituosas

Bajo el concepto genérico de bebidas espirituosas se agrupan una amplia gama de bebidas que tienen más de 15º alcohólico y en que el alcohol es de origen agrícola. A partir de esta característica común, se abre un auténtico abanico de posibilidades: algunas deben fabricarse por procesos de fermentación y destilación de ciertos ingredientes, otras a partir de alcohol, algunas pueden llevar azúcares, colorantes, aromas y otros ingredientes como crema de leche.

La producción y denominación de ciertas bebidas espirituosas están ligadas a una zona geográfica como puede ser el Pacharán de Navarra, el Cassis de Dijon o el Brandy de Jerez.

Es un mercado con un gran número de productos distintos, muy dinámico por la continua introducción de nuevos sabores y la frecuente corta vida de los mismos.

Además, el impuesto cada vez más alto que grava a los alcoholes, unido a la paulatina concienciación de reducir el consumo de alcohol, hace que haya una clara tendencia a la reducción del grado de las bebidas.

Licores

Son bebidas espirituosas dulces con un contenido mínimo de azúcar.

Al ser el segmento de bebidas donde la aromatización está más permitida así como la utilización de ingredientes y aditivos alimentarios,  la creatividad en el diseño del producto es muy importante, tanto en la imagen, como, por supuesto, en el perfecto equilibrio entre el grado alcohólico, el dulzor y el sabor.

Cosmos cuenta con un gran número de aromas de alta calidad en los que nuestros clientes y los consumidores pueden confiar y disfrutar.

Derivados vínicos

El vino pertenece al grupo de productos alimenticios a los cuales no les está permitida la presencia de aromas, a nosotros esto nos parece muy bien, no pretendemos mejorar lo inmejorable, pero ya en las postrimerías del siglo XVIII, un turinés llamado Giuseppe Carpano, servía una bebida a base de vino blanco que había tenido en maceración con una mezcla de hierbas que luego pasó a llamarse vermut.

A partir de ahí se empezaron a crear bebidas a base de vino como la clásica y popular Sangría, el Glüwein y el Bitter Soda.

A primeros de los 80, aparecieron al mercado los “Wine Cooler” cuyo ejemplo en España lo tenemos en el exitoso “Tinto de verano”

En Cosmos creemos en el futuro de estas bebidas, ante el casi exclusivo monopolio de la cerveza en las bebidas de bajo contenido en alcohol. Estamos seguros que los consumidores van a apreciar alternativas a base de vino para sus ratos de ocio, para ello disponemos de una amplia gama de bebidas sumamente originales, utilizando vinos blancos, rosados y tintos, de sabores tradicionales y mezclas novedosas, con vinos comunes y con denominación de origen.